Milei avanza con su plan para privatizar firmas públicas

El presidente electo no reveló quién será el titular de Hacienda para evitar un desgaste prematuro. Dio señales claras sobre qué hará con las jubilaciones, los impuestos y las compañías públicas desde el 10 de diciembre.

Fotos: TN – Por Redacción de La Nueva.
Después de ser el claro ganador del ballottage presidencial, Javier Milei (La Libertad Avanza)ganó el balotaje y es el presidente electo. Asumirá el 10 de diciembre y ya dio distintas definiciones del camino que seguirá en su administración. Entre ellas mencionó la necesidad urgente de desactivar “la bomba de tiempo que está plantada por el desmadre macroeconómico que está dejando el gobierno actual”.

Al respecto, remarcó que va a aplicar el manual ortodoxo” para superar la crisis y puso de relieve que “todo lo que pueda estar en manos de privados, estará en manos de privados”.

Además, mantuvo en reserva el nombre de quien será su ministro de Economía. Aunque dijo que su intención era darlo a conocer este mismo lunes, dijo que no podía exponerlo tras las versiones de que Sergio Massa se tomaría licencia.

“Después de armar un escalabro macroeconómico para tratar de ganar una elección y como no le sale, pide licencia…Y encima me acusa de los problemas que él mismo causó durante el último año y medio y que su gobierno causó durante cuatro años. Entonces ahora no puedo exponer a mi ministro de Economía a un tembladeral generado por la irresponsabilidad del ministro Massa”, arremetió.

Respecto de su plan para con empresas estatales como YPF y Aerolíneas Argentinas, entre otras, señaló que el ajuste del Estado “lo pagará la política” y ratificó su plan de privatización en medios estatales como la TV Pública. También dijo que buscará que pasen a manos del sector privado “todo lo que pueda estar en manos privadas”.

Sobre YPF, remarcó que a la empresa “primero hay que recomponerla; desde que el señor Axel Kicillof decidió estatizarla, el deterioro que han hecho de la empresa en términos de resultados para que valga menos que cuando se la expropió”, señaló.

En ese sentido, dijo que en el proceso de transición energética, “YPF y Enarsa tienen un rol” con el objetivo de racionalizar estructura para ponerlas en valor para que se las pueda vender de una manera muy beneficiosa para los argentinos”.

Además, anunció que Carolina Píparo será la titular de la ANSES. Respecto de medidas inmediatas para los adultos mayores, el presidente electo se limitó a remarcar que “si no se recompone la generación de ingresos por parte del sector privado, cualquier promesa que se le haga a los jubilados es mentira”.

“En eso estamos fuertemente comprometidos para hacer poner en caja la economía para que vuelva a crecer. Entonces, en la medida que la economía crece, a todos nos va a ir mejor. Y los jubilados, obviamente”, planteó.

En materia impositiva, dijo tener pensado quién será el jefe de la AFIP que aplique un plan para reducir la carga impositiva a nivel del Estado tanto nacional, como provincial y municipal. Sin embargo, se excusó de dar el nombre de quién será el jefe del organismo recaudador y prefirió remarcar que buscará una baja sustancial de la cantidad de impuestos que pesan sobre la actividad.

“Son 170 (impuestos). Tenemos que apuntar a un acuerdo con las provincias para llevar una estructura amigable, que no supere los 10 impuestos. Hoy 160 recaudan solamente medio punto del PBI ”, sostuvo.

 

Al respecto, no descartó la posibilidad de que un potencial funcionario del gabinete de Massa pudiese hacerse cargo de alguna dependiencia.

“Los funcionarios que funcionan, yo no tengo ningún problema de incorporarlos. Así como soy bilardista en todo, mi pragmatismo también es feroz. No me eligieron para estar haciendo cata de liberalismo en sangre, sino para resolver los problemas. Voy a convocar a los mejores, se van a sorprender. Estamos convocando de distintos sectores a las personas más idóneas para enfrentar los problemas”, planteó.

Respecto de la cuestión tarifaria, dijo que buscará “recomponer la ecuación económica financiera de los contratos”, pero siendo sobre “que esos ajustes sean pagados por el Estado, en términos de reducciones impositivas”.

Sostuvo que se trabaja en “mecanismos de rediseño de los impuestos para que beneficien el flujo de fondos de la compañía y para que el impacto en precios sea minimizado y se ajustaría en tanto y en cuanto se recompongan los ingresos de los argentinos”.

“Todas nuestras medidas están apuntando a recomponer el equilibrio económico financiero y sin causar daño sobre los argentinos. Y siempre teniendo un renglón especial para los segmentos más vulnerables”, aseguró. (con información de TN)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *